Cómo conservar jengibre

como conservar jengibre

Pequeñas delicias de la vida conyugal

Les voy a contar una intimidad hogareña. El Doctor pertenece a una familia muy numerosa.

No hablo de 3 hermanos, créanme que es MUY numerosa. Cuando sale de casa, es usual que yo le pida completar la despensa: traé leche, falta el yogurt de Coco, traete unas cebollas a la vuelta.

Él cree que lo hago solo para molestar. Yo sospecho que es posible. Y sigo pidiendo.

 

1-P1040572

La primera vez en mi vida que le pedí algo, hacía poco que nos conocíamos.

“Traeme atún”, le dije.

Y me trajo una lata de atún. De un kilo.


¡Un kilo de atún! ¿qué hago yo con un kilo de atún?

Ni siquiera sé dónde consiguió una lata tan grande, nunca había visto algo así.

La cuestión es que, si no soy explícita con la cantidad de producto que solicito, el Doctor me trae comida para un regimiento de infantería. Cosa que yo aduzco a su familia numerosa.

Me cuido mucho con esto, porque he tenido que tirar comida, regalar comida y hacer conservas a la fuerza. Mejor prevenir que curar.

Cada tanto, me olvido del tema. O me parece obvia la aclaración y no la hago.

Ayer llegó quejándose de lo caro que había costado mi pedido. Inmediatamente, sospeché. Y no me equivoqué.

Tengo una raíz de jengibre del tamaño de mi brazo. Esto es lo que averigüé sobre cómo conservarla.

Cómo conservar jengibre

2 formas

como conservar jengibre

secar jengibre

Una de las posibilidades es secar el jengibre. Esta es la más duradera (hasta 2 años). Para hacerlo hay que:

1) Lavar bien la raiz.

2) Pelarla (yo no le quito nunca la cáscara, así que no lo pelaría)

3) Cortarla en rodajas bien finitas, con un cuchillo filoso o con un pelapapas.

4) Ponerla en un deshidratador unas 3-4 horas o en una bandeja al sol, entre 3 y 7 días, dependiendo del clima de la ciudad y de la humedad. Si optás por esto último, lo mejor es entrar las bandejas de noche, para que no las “hidrate” el rocío.

5) Luego conservar en frascos herméticos o bolsas de papel.

 

1-P1040576

congelar jengibre: el que prefiero yo

La otra posibilidad es congelar el jengibre. Yo utilicé esta porque me gusta el jengibre fresco más que el seco. Los pasos son:

1) Lavar el jengibre.

2) Cortarlo en rodajas, lo mejor es que sean de diferente tamaño, para luego elegir a la hora de utilizar.

3) Meter en una bolsa y al congelador.

 

Otra ventaja de este método es que el jengibre es muy fácil de rallar cuando está congelado (¡yo no sabía!). Además se descongela muy rápido, en unos 10-15 min. a temperatura ambiente. Al final, gracias a una de las exageraciones del Doctor vengo yo a decidir que pa’qué tener el jengibre ahí haciéndose viejito en la heladera pudiéndole hacer la Walt Disney.

*Dedico el post, por supuesto, a mi ejército de cuñados y concuñados. Sospecho que esta historia se repite en varios continentes.

 

Publicado por Paulina cocina, el 5 de octubre de 2013. Esta entrada pertenece a: .

2 métodos diferentes.

Votá esta receta

Muy MaloMaloRegularBuenoMuy bueno! (48 votos, promedio: 4,46 de 5)

Para votar, pasá el mouse sobre las estrellas.

Alimentos para combatir la gripe

4 Alimentos para combatir la gripe y el resfriado

En este programa…empezamos el otoño con un video super útil, conocemos los mejores alimentos para reforzar las defensas y estar sanos y fuertes en el invierno!  Hoy un capítulo especial

Suscribirse
Notificarme de
guest
12 Comentarios
Más Reciente
Más Antiguo Más votados
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Tamara
Tamara
17 de agosto de 2020 11:12

Hola Paulina no se si leerás mí mensaje, mí mamá lo puso en maceta y ahora tiene una enorme cocecha de genjibre, no sabe cómo usarlo así que volvió a sembrarlo para no perderlo

Angie
Angie
25 de julio de 2020 18:13

Sos muy genia ! Gracias ?

Verónica Vigliani
Verónica Vigliani
27 de junio de 2020 18:31

Hola
Me olvidé la bolsita entera de jengibre congelado afuera . Se descongela todo!!!!! Se puede volver a congelar? Es un montón!!!!!

Josancas Cas
Josancas Cas
19 de agosto de 2017 13:30

Paulina, la historia que contás me hizo recordar algo que oí cuando era chico: Alejandro Magno le dijo a uno de sus generales que le pidiera lo que quisiera y este le pidio una ciudad para gobernar y pasar sus días. Alejandro le otorgó cinco ciudades!!… cuando el General le dijo que él había pedido una, Alejandro le contestó: “Tu me pides como quien eres, yo te doy como quien soy”. me temo que eso es lo que le sucede al doctor, independientemente de lo numerosa que sea su familia…..él te da como quien es……..

Poli Rodriguez
Poli Rodriguez
27 de julio de 2017 11:10

Cada vez que busco algo en google y lo que buscaba está en tu página, me siento una infiel al descubierto. No lo volveré a hacer! <3 😉

Antonio Pablo Manzano
Antonio Pablo Manzano
18 de junio de 2016 20:55

Hola Paulina seguro me extrañas, te quería contar con respecto al jengibre,donde vivo, la gloriosa barriada de Valentin Alsina, me rompen el coco con el precio, entonces decidí comprar a la feria que voy, para que sepan esta a $ 200.- X Kg. cinco veces menos….. que lo que me cobran por aqui, creo que como información te sirve pese…..a que no tengo la plancheta………Pablo.

Paola Damnotti
Paola Damnotti
15 de junio de 2017 10:50

Hola en el barrio chino de Belgrano esta $130 el kilo. En Casita china

Roxana Iturriaga
30 de junio de 2014 20:32

Yo lo congelo ya pelado y cuando quiero utilizarlo lo rallo queda perfecto

Natalia Biasi
11 de mayo de 2014 15:31

Yo siempre guardo el jengibre en el freezer y queda perfecto. Si comprás una raíz pequeña no hace falta cortarlo en rodajas, lo vas rallando así como está hasta que la terminás 🙂

Consuelo Valle Salas
5 de abril de 2014 11:33

Moltes gràcies Paulina!. Si mai necessites alguna cosa de Catalunya….ja saps!

Consuelo Valle Salas
4 de abril de 2014 21:45

Cómo hacer el jengibre quete dan en los restaurantes japoneses? En vinagre?

trackback

[…] voy a hablarles de mi cuñada. Ya les conté aquí que yo tengo un ejército de cuñados y concuñados. Bueno, en lo que a títulos respecta, la […]