Encuentra la receta que buscas

Paulina siempre soñó con tener un programa de cocina... ¡Pero nunca con ser cocinera!

Sopa fría de remolacha: fresca y liviana!

Está sopa fría de remolacha es una mezcla entre el borsch típico de Europa del Este y el gazpacho andaluz. Es rica fresca y súper nutritiva la recomiendo para esos días calurosos en los que uno nunca sabe que comer. 

Amén de frescuras e ingredientes, les cuento que ADORO las sopas frías. Me parecen un hallazgo (llegaron a mi vida hace un par de años nomás) y la forma más sencilla de estar bien alimentado, livianito y fresco en verano. Las preparo en general como primer plato antes de otra comida fresca o bien como plato único en la cena, porque no me gusta acostarme con la barriga llena.

Les dejo como sugerencia, esta sopa fría de palta que es genial. El gran gazpacho, obvio. Y también la receta de croutons con la que acompaño las sopas frías generalmente. Esta sopa fría de remolacha en especial, o cualquier sopa fría que sea espesa, recomiendo mucho servirla con unos cubitos de hielo.

Es ideal para éstos días que comienza el calorcito, nutritiva y liviana. También está buena para comer antes o después de una buena ensalada.

Disfruten de esta sopa de remolacha! es genial.



Ingredientes

4 porciones de sopa

  • 2 remolachas
  • 1 rama de apio
  • 1 zanahoria pequeña
  • 1 tomate
  • 1 trozo de morrón verde
  • Medio diente de ajo
  • 1/4 de cebolla
  • 2 pancitos
  • sal
  • pimienta
  • 4 cucharadas de vinagre
  • 1 buen chorro de aceite de oliva

 

Sopa fría de remolacha paso a paso

queda riquísima chic@s

  1. Hervir las remolachas peladas con el apio y la zanahoria hasta que estén bien blandos. Si les gusta el ajo, pueden agregar unos dientes pelados en este paso, quedan buenísimos y le da un sabor original. Lo mismo si quieren agregar alguna otra verdura a elección. 
  2. Licuar hasta que esté bien lisito y dejar enfriar. Para ésto van a necesitar una procesadora o mixer. La textura es a gusto, a mi me gusta que esté totalmente procesada.
  3. Una vez que la primera mezcla esté fría agregar en la licuadora los demás ingredientes (el tomate va pelado) y el pan puede ir con corteza pero mejor sin. También si quisieran podrían reemplazar el pan por un poco de avena.
  4. Triturar de nuevo hasta que quede una mezcla súper súper lisa.
  5. Llevar de nuevo a la heladera hasta que se enfríe por completo. Se toma helado. Por arriba se pueden poner taquitos de jamón crudo, croutons, un chorro de crema o yogur, etc. A mí me gusta servirlo con un hielo. Está lista!!!
Publicado por , el 12 octubre, 2017. Esta entrada está guardada en: Recetas, Sopas y cremas.

Mezcla de borsch y gazpacho

¿y? ¿qué te parece la receta?

¡dale me gusta a todo!

guardala, imprimila, compartila

Muy MaloMaloRegularBuenoMuy bueno!

¡decime la verdad!


Paulina es muy buena, le responde a todo el mundo:

Leave a Reply

Se el primero en comentario!

Notificar
avatar
wpDiscuz
Paulina Cocina

paulina cocina con

marcas de confianza

  • Ultracomb
  • Hileret Stevia
  • Lecuine
  • Nutregal